La fiesta del 1er cumpleaños de Illa

El año pasado estaba tan emocionada con el primer cumpleaños de Illa que organicé una fiesta por todo lo alto, pensando en todos los detalles. Empezando por una sesión smash the cake unos meses antes de la fiesta que os enseñé aquí.

Después de su nacimiento accidentado y de lo mal que lo habíamos pasado, pensamos en hacer una especie de fiesta de bienvenida una vez hubiera pasado un tiempo y su primer cumpleaños era la mejor ocasión. Años atrás habíamos organizado una súper barbacoa para celebrar que nos casábamos, una buena manera de que los invitados a la boda se conocieran y esta vez hicimos algo parecido aunque ahora pensando también en los peques.

Queríamos hacer algo informal, al aire libre y el mejor lugar para hacerlo fue la casa de campo de mi suegro que está en medio de la Segarra (Lleida) tiene un espectacular terreno con unas vistas maravillosas. Allí hemos celebrado muchas barbacoas de amigos pero nada parecido a esto. Nos juntamos unas 70 personas entre adultos y niños. Por eso teníamos que hacer algo fácil de limpiar y decidimos organizar una barbacoa para todo el mundo. Ahora mismo no recuerdo si hicimos calçots o ensaladas de primero, pero fue todo muy informal: de pie, en plan buffet y la gente se comía su plato en plan picnic sentados en el campo.

Organizamos una zona para niños con una alfombra en el suelo, un dosel, juguetes etc. Es un espacio súper cómodo para ir con ellos porque pueden correr libres sin peligros y tienen un montón de distracciones: piñas, piedrecitas, castañas, ramas… Illa se extrañó un poco al principio pero después ya empezó a interactuar con los demás invitados.

Como era difícil hacer una decoración infantil para una comida de tanta gente, decidí preparar algo especial y más infantil para la hora del poste. Preparé una mesa de postres muy chula con la ayuda de La Cheesecakeria que fue la encargada de hacer el pastel y otros detalles dulces (nubes bañadas en chocolate, galletas personalizadas y mini tartas para otros cumpleaños). Elegí los colores rosa, blanco y dorado como colores principales para la decoración de la mesa y quedó súper bonita. Además yo misma preparé limonada de color rosa, compré algunas chucherías y acabé de rellenar la mesa con dulces más sencillitos. Lo de hacer una mesa de dulces con variedad está muy bien porque así cada uno puede elegir lo que más le guste.

La reina de la mesa fue la tarta, sin duda, que encargué a La Cheesecakeria con unas fotos de referencia que había visto en internet. Una tarta espectacular de tres pisos que decoré con un “1” y unas estrellitas doradas. Otro de los dulces estrella fueron las nubes bañadas de chocolate blanco teñido de rosa y cubierto con almendras: una auténtica exquisitez que pinchadas con estrellitas de glitter dorado quedaban de lo más originales.

La verdad es que quedé encantada con el aspecto de la mesa, quedó precioso y a todo el mundo le encantó, sólo hay que decir que no duró ni 10 minutos… Cuando acabé de cortar la tarta ya se lo habían comido todo! Arrasaron y la tarta (que tenía un piso de cada sabor) tuvo un éxito rotundo. No me suelen gustar las tartas de colores porque habitualmente prima el aspecto y no el sabor, pero en este caso La Cheesecakeria se lo curró muchísimo y tuvo en cuenta que los sabores fuesen ricos. Estaba tremenda! Dos de los pisos eran de bizcocho con aroma de limón y mantequilla, y el piso del centro era de chocolate con crema de trufa. Mmmm… Sólo recordarlo se me hace la boca agua. Sufrimos con el traslado de semejante tarta en el coche pero llegó en perfecto estado y triumfó!

Como era una fecha importante para nosotros, el primer cumpleaños, el primer año después de la mala experiencia del parto, quisimos hacerlo todo bien así que contraté a Victòria Peñafiel para que se encargara de las fotos. Simplemente quería un recuerdo de ese día que habíamos estado preparando con tanto cariño así que, antes de que vinieran todos los invitados, vino a hacernos unas fotos a la familia y a la mesa de dulces cuando todavía estaba entera.
A Illa le puse un vestido rosa de tul con estrellitas doradas (de Zara) que le había comprado cuando todavía estaba embarazada, no sabía cuando se lo podría poner pero era tan bonito que no me pude resistir, y resultó que le iba bien justo para su cumpleaños así que no había mejor vestido para la ocasión, a conjunto con la mesa de dulces. Ahora veo las fotos y era tan chiquitina! No tenía casi pelo, y todavía no caminaba, era mi bebita todavía, y lo que ha cambiado en un año madre mía…

También quise hacer algo especial para Illa, le preparé un pequeño álbum con el título “AMICS” (amigos) y en lugar de crear un photocall, dejamos una cámara Instax para que sus amigos se hicieran fotos y las pegaran en el álbum. Así, Illa podría reconocerlos cuando los viera en las fotos al cabo del tiempo. Todavía queda mucho espacio en ese álbum así que iremos añadiendo fotos nuevas poco a poco!

Aquí os dejo con las fotos que nos hizo Victòria Peñafiel, espero que os guste lo que preparé para el cumple que fue una auténtica maravilla!!! Este año no tenemos pensado nada todavía, seguro que será algo mucho más sencillo, por eso no me arrepiento de habérmelo currado tanto la primera vez.

Fotografía: Victòria Peñafiel
Decoración: Little Miss
Repostería: La Cheesecakeria

Anuncios

Publicado por

LittleMiss

mamá & creativa

Un comentario sobre “La fiesta del 1er cumpleaños de Illa”

  1. Muy chulo todo!! me ha encantado mesa de dulces, y las fotos son preciosas. Si que ha creido Illa en este año. Que lo paseis igual de bien o mejor en este segundo cumple!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s